Jump menu

Main content |  back to top

El objetivo en cada contacto con la comunidad es dejar capacidad instalada y motivar a los actores locales en el desarrollo de proyectos que demuestren el compromiso por el trabajo, más allá de la labor asistencialista con la que muchas veces se confunde el accionar del sector privado.

El compromiso social no debería medirse sólo en dinero, sino en lo que se puede hacer con él para mejorar la comunidad y – sobre todo – la capacidad de la comunidad para mejorarse a sí misma.

Cada acción que realizamos conlleva uno de los principios motores de nuestra filosofía en materia de inversión social: El Desarrollo Sostenible.

Éste es un principio básico de nuestras acciones, y consiste en mantener la armonía con el medio ambiente, junto con las potencialidades de la región en la que actuamos.

Por eso Shell, encara (y alienta a encarar) las tareas de un modo distinto, que permita satisfacer las necesidades del presente sin comprometer la capacidad de futuras generaciones; integrando los aspectos económicos, sociales y de medio ambiente en cada actividad de la compañía, y balanceando las necesidades de corto plazo con las de largo plazo.

Herramientas de página